Consejos para escoger bien el vestido de novia

Cuando llega el momento de planear la boda, una de las cosas más importantes que deben tenerse en cuenta, es que el centro del acontecimiento es el vestido de novia, a partir de la importancia del mismo se puede decir, que es una de las cosas que más influyen en el resto a la hora de planear todo el acto de casamiento.  Hay que tener en cuenta algunos aspectos, para elegir el mejor vestido y quedar totalmente satisfecha de la elección.

Algunos consejos para escoger bien el vestido de novia, que sin duda contribuirán a sentirte en el día de tu boda, que has elegido el vestido de tus sueños.

La temporada importa y mucho sobre la elección. Decide bien en qué época te casas y cuando esté la fecha plenamente decidida, debes elegir el vestido acorde a la temporada, un vestido corto y moderno para una fiesta en la playa en pleno verano, o un vestido más clásico para una boda en medio de la noche otoñal.

El lugar es de sumo interés a la hora de elegir, ¿te casas en una gran sala de fiestas? si es así ese vestido de boda puede ser un vaporoso vestido que ocupa con su falda mucho lugar, pero si has decidido una boda de pocos invitados en un pequeño salón, el vestido deberá adaptarse a las circunstancias, vendrá bien un vestido de corte recto y hermoso que no ocupe tanto lugar e igual luzca precioso.

¿Pensaste en lucir las joyas de la familia para la boda? ¿quieres un peinado de cuento de hadas que sueñas desde niña? ¿quieres ser innovadora y armas una boda temática? es hora de plantearse estas preguntas y quedar en algo concreto para a partir de ahí escoger el vestido. No llevarás un vestido corte clásico con un peinado demasiado moderno para combinar con él.

¿Estamos puestas ya en todos los detalles? Es hora de elegir el vestido. Planea el asunto 4 ó 5 meses antes. Una semana para visitar tiendas y ver propuestas, otra para tomar consejo del novio y las mamás sobre los posibles modelos.  Vuelta a la tienda para decidirse por él, esperar las pruebas, cuando te enteres han pasado meses, así que con suficiente tiempo lograrás que lo confecciones o lo entallen y bien. Por favor, no te mates de hambre  ni te compliques el peso comiendo por nervios, el vestido pagará el daño.

También te interesará:

Las damas de la boda

Decoraciones de boda con velas

Leave a Reply